PIE PLANO FLEXIBLE INFANTIL: PLANTI LLAS ¿SI o NO?

Se define el pie plano flexible infantil como el aumento del arco longitudinal medial del pie cuando el niño/a está de pie, mejorando una vez el paciente está en descarga.

Esta ausencia de arco longitudinal medial no implica de por si una condición patológica. El pie plano se convierte en un problema médico sólo cuando el paciente desarrolla síntomas.

Se desconoce la causa del pie plano flexible. Existe evidencias de predisposición familiar y asociación con otros cuadros osteoarticulares como la  hiperlaxitud, el genu valgo (desviación de la piernas que provoca unas rodillas juntas y unos pies separados), la contractura del tríceps sural o los tobillos en valgo. También aumenta la prevalencia entre los niño/as con sobrepeso u obesidad.

El pie plano flexible es más frecuente conforme más joven sea el paciente, considerándose fisiológico (es decir, normal) hasta los 5-6 años. Muchos estudios concluyen que desaparece a lo largo del crecimiento y, en caso de persistir en la vida adulta, no tiene un significado patológico de por si.

Hay estudios que cifran que hasta un 15-20% de los adultos presentan un pie plano flexible. La bibliografía actual NO respalda que el pie plano flexible asintomático provoque clínica en caso de persistir en la vida adulta. Este punto es importante puesto que una preocupación frecuente entre los padres es que si el pie plano de su hijo/a persiste en la vida adulta vaya a darle problemas.

Tratamiento

El ortopeda infantil NO debe ser dogmático en cuanto al tratamiento del pie plano flexible infantil. No deben tratarse todos los pies planos ni deben dejarse todos sin tratamiento.

Al revisar la bibliografía sobre el tema podemos concluir:

NO debemos tratar el pie plano flexible infantil antes de los 5-6 años.

Los ejercicios para potenciar la musculatura plantar (caminar de puntas y talones, caminar descalzos por terrenos irregulares como césped o arena, coger objetos con los dedos, inversión sobre el borde externo del pie…) no presentan una evidencia clara de ser efectivos. Ahora bien, mejorar el tono muscular del niño/a o evitar la retracción de los gemelos (situación que se asocia con frecuencia al pie plano) nunca será contraproducente.

NO hay evidencia científica que justifique que el uso de plantillas modifique la evolución del pie plano flexible infantil. En un estudio publicado recientemente se evaluaron las posibles modificaciones estructurales del pie tras el uso continuado de plantillas de soporte del arco medial. La hipótesis de trabajo era que no se puede descartar que el arco longitudinal medial del pie no madure de forma fisiológica conforme el niño/a va creciendo. Se compararon dos grupos: uno con pacientes que llevaron plantillas hasta el final del crecimiento y otro sin plantillas. Los niños/as que entraron en el estudio tenían 10-11 años , a fin de eliminar los niños más pequeños donde el pie plano es fisiológico). El resultado fue que tanto el grupo con plantillas como el grupo sin plantillas mejoraron radiológicamente sin encontrar diferencias entre ellos

Ahora bien, incluso los autores de este último estudio reconocen que las plantillas pueden mejorar la marcha del paciente y con ello proporcionar confort en los casos de dolor.

Por tanto, la función de las plantillas se centra en 3 puntos:

✔  Equilibrar el pie

✔  Mejorar el apoyo durante la marcha.

✔ Normalizar los estímulos propioceptivos al hacer trabajar las partes blandas en condiciones más fisiológicas

Las plantillas para el pie plano infantil deben cumplir unos requisitos:

  • Deben ser semi – rígidas
  • El punto más alto del soporte interno debe estar en la astrágalo – escafoidea
  • Debe terminar detrás de las cabezas de los metatarsianos para permitir la completa movilidad de los dedos
  • No deben forzar la corrección
  • Deben ser cómodas para el niño, que se adapten a cualquier calzado y se puedan lavar

En resumen, las plantillas deben prescribirse en los casos de pie plano flexible sintomático, no para conseguir una curación o mejoría, sino para mejorar la marcha.  Así debe ser explicado a los padres para que no tengan unas expectativas erróneas sobre las ortesis plantares. 

Dra. Glòria Albertí i Fitó

icatpie, unidad de pie, tobillo y ortopedia infantil

Hospital Universitario Dexeus – ICATME

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *